Quimsa derrotó a Gimnasia de Comodoro Rivadavia por 86 a 71 y se coronó campeón de la Supercopa Argentina

El elenco de Leandro Ramella venció por 86-71 a Gimnasia y alzó por segunda vez en su historia la Supercopa de La Liga. Juan Ignacio Brussino fue elegido MVP.

Quimsa, actual campeón y líder de la Liga Nacional, se consagró como campeón de la quinta edición de la Supercopa, al superar a Gimnasia y Esgrima (CR), último campeón de la Copa Súper 20, por 86-71 en el estadio Federación de San Salvador de Jujuy.

El base Juan Ignacio Brussino (26 puntos, 1 rebote y 4 asistencias) fue la figura en la Fusión, donde también se destacaron Eduardo Vasirani (13 puntos y 8 rebotes) y escolta Tayavek Gallizzi (11 tantos y 5 recobres), mientras que en el Mens sana lo mejor paso por el pivote Gerard De Vaughn (23 unidades, 5 rebotes y 1 asistencia) y el escolta Iván Gramajo (11 puntos, 3 rebotes y 3 asistencias).

El partido no fue nada sencillo para Quimsa (sin Robinson). En el PT, Brussino manejó los hilos, Gallizzi sacó chapa y Rolfi lo sostuvo para la Fusión. Pero Gimnasia es siempre Gimnasia. Entre De Vaughn, Nazione y Gramajo acercaron al Mens sana sobre el final del período para terminar a solo tres puntos de distancia (38-35).

En la segunda etapa, la historia comenzó a tener un giro a favor de Quimsa. Es que la Fusión se fue sintiendo más cómodo con las bombas de Brussino y la figura de Vasirani en la pintura, para demostrar que parece no tener rivales. Por primera vez en el juego pudo estirar la distancia a dos dígitos para entrar último cuarto más relajados y con menos presión.

Quimsa tuvo un último episodio supremo, sin titubear adelante y lastimando a placer, defensivamente muy aplicado y con un Brussino en modo asesino. En el final no hubo mucho más para decir: Quimsa, con su jerarquía, intensidad y lucidez, se terminó coronando por segunda vez en su historia como campeón de la Supercopa de La Liga, igualando a San Lorenzo en este certamen y bañándose de gloria una vez más, ratificando su gran presente. Fue un 86-71 claro, contundente y merecido.

Artículo anteriorWalter Ribonetto fue nombrado nuevo director técnico de Talleres
Artículo siguienteLosada y Cambeses, los arqueros elegidos por Costas para reforzar a Racing