Masters 1000 de Madrid: Iga Swiatek le ganó una memorable final a Aryna Sabalenka por 7-5, 4-6 y 7-6 y se consagró campeona en la Caja Mágica

Iga Swiatek tuvo una segunda oportunidad en el Masters 1000 de Madrid y la jugadora polaca la aprovechó: en una repetición de la final del año pasado, cambió el sentido del resultado y se impuso a la bielorrusa Aryna Sabalenka por 7-5, 4-6 y 7-6 (7), en un partido estelar entre las dos mejores jugadoras del circuito.

Fue para ambas el choque más largo de sus dos semanas en la Caja Mágica: tres horas y once minutos sudadas punto a punto, con una exigencia física máxima. Llegaron con fuerzas hasta el final y decidieron el desenlance en el desempate del tercer set. Hasta entonces, nada de lo que pareció definitivo lo fue.

Swiatek ganó así el vigésimo título de su carrera, a los 22 años, y el tercero de este año, tras los de Doha y de Indian Wells. La nueva corona llega cuando cumple su semana 101 al frente de la clasificación mundial.

La jugadora de Varsovia pueda ya tachar su única gran tarea pendiente en los torneos de tierra, pues solo Madrid faltaba en una lista que ya incluía dos trofeos en Roma, dos en Stuttgart y tres en Roland Garros.

En el décimo enfrentamiento entre ambas, Swiatek y Sabalenka aún fueron capaces de sorprenderse. La polaca resistió el aluvión de potencia de su rival y esta fue capaz de tutearla en los intercambios y adivinar hacia dónde iba a trazar la línea.

Ganó Swiatek, pero pudo suceder lo contrario. Las diferencias entre ambas fueron mínimas. Dos grandes jugadoras que pelearon hasta el límite y merecieron compartir la gloria. Swiatek lloró de alegría como en las grandes ocasiones y dijo que para su triunfo se inspiró en la inolvidable conquista de Rafael Nadal en el Abierto de Australia de 2022 en la que el español levantó una desventaja de dos sets para celebrar por 2-6, 6-7(5), 6-4, 6-4 y 7-5.

Artículo anteriorAtlético Madrid, sin sobrarle nada, venció al Mallorca por 1 a 0 y se afirmó en puestos de clasificación a la próxima Champions League
Artículo siguienteInter Miami, con un gol de Messi y triplete de Suárez, lo dio vuelta y terminó goleando a New York Red Bull por un categórico 6 a 2