Masters 1000 de Miami: Francisco Cerúndolo venció al austríaco Ofner por 7-6, 6-7 y 6-1 y es el único argentino que sigue en carrera

El argentino Francisco Cerúndolo (21° en el ranking ATP), venció al austríaco Sebastián Ofner 7-6 (7-2), 6-7 (2-7), 6-1 en dos horas y 15 minutos para avanzar en el Masters 1000 de Miami, donde se enfrentará mañana, a las 17.30, ante el ruso Karen Khachanov (16°).

El ex soviético está 2-0 en el historial y, justamente en el Masters 1000 de Miami, el año pasado, lo eliminó en cuartos de final.

El torneo guarda buenos recuerdos para el bonaerense de 25 años, quien llegó a semifinales en 2022 y llegó a cuartos en 2023, hasta que se topó con Khachanov.

La jornada no fue positiva para la legión argentina. Sebastián Báez (19°), que venía de una serie de nueve victorias consecutivas en el polvo de ladrillo de Sudamérica, donde obtuvo los títulos en Río de Janeiro y Santiago de Chile, se despidió en su debut ante el alemán Dominik Koepfer (50°), quien lo derrotó 6-3, 6-2, mientras que Tomás Etcheverry (30°) no pudo con Andy Murray (62°) y perdió 7-6 (0), 6-3.

Báez completó uno de los peores partidos de su temporada. Estuvo errático en el fondo de la cancha, le costó generar tiros ganadores y se vio superado en velocidad por el zurdo germano. El argentino no estuvo preciso con su saque, golpe con el que jugó el 73% de los puntos pero en el que apenas ganó el 63%.

Por otro lado, Etcheverry, que llegó con lo justo a Miami, tras recuperarse de un desgarro en el semimembranoso de la pierna derecha, no pudo ante un Murray que corrió y peleó cada punto.

El argentino pudo con su saque mantener el partido controlado, a tal punto que la primera diferencia se dio recién en el tie break del set inicial, momento en el que el escocés no cometió errores y se lo llevó sin ceder ni un punto. Después, tras perder el servicio en el sexto game del segundo parcial, Etcheverry nunca pudo descontarle la ventaja a Murray, a pesar de que contó con un 0-40 en el último juego del partido.

Tras las derrotas anteriores de Diego Schwartzman, Pedro Cachín, Facundo Díaz Acosta y Nadia Podoroska, Cerúndolo quedó como el único argento sobreviviente en el certamen que se disputa en la Florida.

Por su parte, el español Carlos Alcaraz y el italiano Jannik Sinner debutaron con cómodos triunfos en una jornada que se cerró con la salida de Aryna Sabalenka, quien competía bajo el impacto de la reciente muerte de su ex pareja.

Seis días después de su triunfo en Indian Wells (California), Alcaraz reapareció con un implacable triunfo 6-2, 6-1 frente a su compatriota Roberto Carballés, al que amargó en su cumpleaños.

«Fue difícil adaptar mi juego a estas condiciones, por la humedad, la pista, las pelotas. Pero creo que lo hice bastante bien. Estoy muy contento con mi rendimiento», declaró Alcaraz tras su undécima victoria seguida ante rivales españoles.

Miami es el escenario donde Alcaraz alzó en 2022 el primero de sus cinco trofeos Masters 1000. En esta ocasión aspira a convertirse en el primer español en conquistar el mismo año los Masters 1000 estadounidenses de Indian Wells y Miami, un doblete conocido como ‘Sunshine Double’.

El prodigio de El Palmar, de 20 años, enfrentará en tercera ronda con el francés Gaël Monfils (47º) o el australiano Jordan Thompson (34º) en la siguiente fase de este torneo del que es primer clasificado por la ausencia de Novak Djokovic.

Jannik Sinner, segundo cabeza de serie, también rindió a buen nivel en su primer partido tras su derrota a manos de Alcaraz en las semifinales de Indian Wells, donde vio rota su racha de 19 victorias seguidas.

El italiano, dos veces finalista en Miami (2021 y 2023), se impuso a su compatriota Andrea Vavassori 6-3, 6-4 mientras el vigente campeón, el ruso Daniil Medvedev, venció 6-4, 6-2 al húngaro Marton Fucsovics.

Artículo anteriorCosta Rica, próximo rival de Argentina, le ganó a Honduras por 3 a 1 y clasificó a la Copa América
Artículo siguienteLiga Argentina de Básquet: Ameghino derrotó a Ciclista Juninense por 86 a 81 en el Salón de los Deportes