NBA: El mexicano Jaime Jáquez brilló con 31 puntos y lideró el triunfo de Miami Heat sobre Philadelphia 76ers por 119 a 113

Redacción Deportes (EE.UU.), 25 dic (EFE).- Jaime Jáquez Jr. completó el mejor partido de su carrera, anotando 31 puntos y capturando 10 rebotes, para liderar este lunes el triunfo de Miami Heat ante los Philadelphia 76ers por 119-113 en la jornada especial de la NBA por el día de Navidad.

El mexicano, que firmó además el primer doble-doble de su trayectoria en la NBA, se convirtió en el quinto novato en la historia de la NBA en conseguir al menos 30 puntos y 10 rebotes en un partido del día de Navidad. Los otros cuatro son Patrick Ewing, Oscar Robertson, Wilt Chamberlain y Walt Bellamy.

Fue un partido marcado por dos grandes ausencias: ni Jimmy Butler, que se perdió su tercer encuentro consecutivo, ni Joel Embiid estuvieron disponibles.

Es la tercera victoria consecutiva de los Heat y la sexta en los últimos ocho encuentros mientras que los Sixers tropezaron tras ocho victorias en sus últimos nueve partidos.

Por Miami brillaron también los habituales: Bam Adebayo y Tyler Herro con 26 y 22 puntos, respectivamente. Del lado de los Sixers, Tobias Harris con 27 y Kelly Oubre Jr. con 25 fueron los más destacados.

Fue un partido apasionante en el tanteo, con alternativas para ambos conjuntos, una renta de hasta 21 puntos para los locales que fue capaz de remontar Filadelfia y un último cuarto en el que en la mayoría de minutos se jugó en un margen de cinco puntos entre ambos.

Los regalos de Navidad llegaron temprano en el Kaseya Center con hasta tres pérdidas de balón concedidas por Miami en los primeros tres minutos. La cifra aumentaría hasta cinco en el global del primer periodo y marcó el guion del arranque de partido, con los Sixers siendo muy protagonistas en positivo.

Oubre Jr. y Harris calcaron números con 7 puntos en tiros de campo para cada uno, más 2 adicionales desde la línea para el segundo. En los locales volvió a surgir la tremenda personalidad de Jáquez Jr. con 8 puntos, mayoritariamente en acciones rápidas cruzando la pista con bote.

Filadelfia llegó a disfrutar de una ventaja de 10 puntos pero no fue capaz de defenderla. Un parcial de 10-1 para Miami devolvió la igualdad al luminoso con Jáquez Jr. desatado en ambos lados de la pista y se cerró el primer cuarto con un abierto 26-22 para Miami

Un equipo como los Heat marcado por las bajas en la rotación añadiría un nombre más a la lista de lesionados, ya que Caleb Martin se torció el tobillo y no volvería a pista en la noche del lunes. Erik Spoelstra tuvo que tirar de nombres menos habituales como Jamal Cain o R.J. Hampton.

La sorpresa saltó también en la rotación de los Sixers puesto que Mo Bamba se destapó con 14 puntos desde el banquillo únicamente en el segundo periodo. Campó a sus anchas en ataque, situándose abierto y generando puntos fáciles en tiro exterior. Esa anotación ya era más elevada que cualquiera de los partidos que había disputado en este curso.

Los últimos minutos del segundo cuarto fueron una exhibición defensiva de Miami, con muchísima intensidad y recuperando múltiples balones que les permitieron correr y marcar una distancia notable en el marcador de hasta 17 puntos (60-43).

Finalmente, con un 63-49 se despidieron ambos equipos camino de los vestuarios. La diferencia física la marcaban los locales por entonces y una estrella como Tyrese Maxey aún no había anotado ninguna canasta.

La dinámica del choque fue la misma tras regresar. Miami incrementó su dominio hasta los 21 puntos (70-49), pero Filadelfia renació con un parcial de 4-20 que situó el marcador en un apretado 69-74 a cinco minutos de la conclusión del tercer periodo. Spoelstra paró el partido.

No sirvió de mucho ya que a menos de dos para terminar el tercer cuarto los Sixers igualaron a 82 puntos. El parcial de 12-33 era fruto de un 6 de 10 en triples. Les entraban los tiros, y su confianza estaba por las nubes.

Del 70-49 al 82-84, los Sixers estaban por primera vez arriba tras 26 minutos a remolque y fulminando una desventaja de 21 puntos, la mayor remontada conseguida en un día de Navidad en la NBA. Una canasta de Lowry sobre la bocina puso las tablas a 86 puntos que daban paso a un último cuarto de infarto.

El último periodo fue muy emocionante, con opciones de victoria para ambos, primero con los visitantes dominando y a 10.30 para la conclusión Miami volvió a mandar. No soltaría la iniciativa ya hasta el final, aunque con los Sixers a cinco puntos o menos en la mayoría de minutos.

Entre Jáquez Jr. y Adebayo, ambos con 10 puntos cada uno en el último tramo, cimentaron este importante triunfo de Miami, que se cerró con el definitivo 119-113.

Artículo anteriorNBA: Boston Celtics se quedó con el clásico por excelencia frente a Los Ángeles Lakers por 126 a 115 y lidera la Conferencia Este
Artículo siguienteNBA: Luka Doncic descolló con 50 puntos y guió a Dallas Mavericks al triunfo en Arizona sobre Phoenix Suns por 128 a 114